Jueves 14 de Marzo 2024
IOWA

"Ayudé a enterrar cuerpos": mujer afirma que su padre fue un asesino serial y mató a 70 personas en 30 años

Durante 45 años, Lucy Studey acusó a su padre de asesinar a decenas de mujeres, pero nadie le creyó

Mujer acusa a su padre de ser un asesino serial en IowaCréditos: Lucy Studey / Newsweek
Por
Escrito en ACTUALIDAD el

Si algo nos han enseñado las historias de asesinos seriales como Jeffrey Dahmer y Ted Bundy, es que muchas veces la familia es la última en conocer el lado oscuro de sus seres queridos. Sin embargo, este no fue el caso de Lucy Studey, quien desde niña supo que su padre había asesinado brutalmente a decenas de mujeres jóvenes.  

Durante 45 años, Studey le dijo a cualquiera que quisiera escuchar que su papá era un asesino y que mató a casi 70 mujeres en el transcurso de 30 años, pero nadie le creyó. La escalofriante acusación no termina ahí, pues además asegura que ella y sus hermanos le ayudaron a enterrar los cuerpos.

"Sé dónde están sepultados", dijo Lucy Studey a Newsweek refiriéndose a los presuntas víctimas, mientras los perros rastreadores de cadáveres identificaban restos humanos sospechosos en los lugares que ella identificaba en las afueras de Thurman, Iowa. 

Recordó cómo su padre, Donald Dean Studey, les indicaba a ella y a sus hermanos que lo ayudaran mientras transportaba cuerpos, utilizando una carretilla en los meses más cálidos y un tobogán en invierno.

"Simplemente nos decía que teníamos que ir al pozo, y yo sabía lo que eso significaba", dijo Studey. “Cada vez que iba al pozo o a los cerros, no pensaba que iba a bajar. Pensaba que me iba a matar porque no me callaba la boca”.

Foto: Newsweek

"Solo era una niña entonces, pero lo recuerdo todo"

Studey alega que su padre, quien murió en 2013 a la edad de 75 años, solía enterrar a sus víctimas en un pozo de casi 100 pies, vestidas y con joyas. También recuerda que guardaba dientes de oro como trofeos. 

"Mi padre fue un criminal y asesino de toda la vida", dijo al medio estadounidense y apuntó que su padre usaba diferentes alias y traficaba con drogas y armas. De acuerdo con registros penales, Donald Studey pasó un tiempo en prisión en Missouri en la década de 1950 por hurto menor y que fue encarcelado en Omaha en 1989 por conducir en estado de ebriedad. 

Ahora finalmente las autoridades han hecho caso de las acusaciones de Lucy y las investigaciones ya están en curso de la mano del  alguacil del condado de Fremont, Kevin Aistrope, dos agentes y un adiestrador de perros. Los canes, entrenados para detectar restos humanos, fueron directamente a los lugares donde Studey declaró haber enterrado cuerpos de niña. 

Uno de ellos habría hallados indicios de restos en descomposición en el área del pozo, según confirmó el alguacil Aistrope. "Realmente creo que hay huesos allí", añadió. 

Las autoridades encargadas de hacer cumplir la ley creen que Donald Studey atrajo a las mujeres, la mayoría de ellas trabajadoras sexuales o transeúntes recogidas en las cercanías de Omaha, Nebraska, a sus cinco acres de colinas boscosas y tierras de cultivo antes de matarlas, según relata Newsweek. 

Foto: Lucy Studey / Newsweek

Studey dijo que, a lo largo de los años, contó su historia a maestros, sacerdotes y "agentes del orden público de todo Iowa y Nebraska que intentaban hacer algo", pero nadie la escuchaba realmente. 

"El maestro dijo que los asuntos familiares deben manejarse como una familia, y las fuerzas del orden dijeron que no podían confiar en la memoria de un niño. Yo era solo una niña entonces, pero lo recuerdo todo".

En caso de que las investigaciones comprueben las acusaciones de Lucy, su padre, Donald Dean Studey, se convertiría en uno de los asesinos en serie más letales en la historia de Estados Unidos.

“Todo lo que quiero es desenterrar estos sitios y darles a estas mujeres un entierro adecuado”, dijo Studey, quien ahora utiliza su apellido de casada y pidió el anonimato para este reportaje. 

bnaj